El cisne que hay en ti:

Ballet y Endometriosis

Danza clásica con una metodología inclusiva

por Clara Benítez Caballero

Profesora de Danza en ámbitos de Igualdad y Diversidad Funcional. Licenciada en Ballet Clásico por el Conservatorio Superior de Danza de Málaga.

Si puedo evitar que un corazón sufra no habré vivido en vano; si puedo aliviar el dolor de una vida o sanar una herida,   o ayudar a un petirrojo desmayado a encontrar su nido, no habré vivido en vano.

Emily Dickinson

¿Qué es ballet terapia?

Nos dicen Ballet y nos imaginamos como el patito feo del cuento. Nos fijamos en lo que no podemos hacer, en lo imposible. Tenemos muchos prejuicios de cómo deberíamos ser. Pero llega un momento que eso deja de importarnos. Empezamos a sentir la música y el cuerpo. Intuimos en el espejo el cisne que llevamos dentro. Notamos a la vez un vuelo fuerte y sensible. La imagen que vemos es por primera vez verdaderamente nuestra. Ballet no es competir, es compartir. Tampoco es forzar es escuchar. Entonces ocurre el milagro del ballet como terapia. Al respetar cada ritmo el tiempo se para y podemos disfrutar. Nos convertimos en cisne y el charco en lago.

“La danza es el espejo que refleja lo imposible hecho posible, para que todo el mundo pueda tocarlo, sentirlo, escucharlo y experimentarlo”.

Una terapia integral para la salud femenina

Ámbitos de trabajo: Igualdad y diversidad funcional.

Un "endoballet" es posible: la magia de volver a ser niña

Es posible que surja un “endoballet”, ahora que lo contemplamos como una manera integral de  bienestar, un modo de conectar con la parte más enérgica y sutil.

La endometriosis es una enfermedad que se da en el lugar más íntimo y creativo de la mujer. El útero es el reflejo del corazón femenino. No sólo alberga potencial vital, sino que tiene la capacidad de entregar, liberar y soltar. El ballet te invita a abrir, pues todas sus posturas son hacia fuera. También a elongar, a crecer desde dentro. Es una disciplina armónica, construye los movimientos desde una base sólida como una arquitectura. La fuerza y el estiramiento se alían y  juntos desembocan en  un fluir suave. Permite que se combinen nuestro lado  fuerte y sensible. Un “Endoballet” es posible y he tenido la suerte que la vida me lo demuestre en un caso real y maravilloso. Su nombre es Esther Fernández y en tan sólo unas pocas clases vi su tremenda fuerza interior y su impresionante capacidad física. 

Cuando adaptamos y personalizamos estamos bailando de manera inclusiva. Al final de las clases, siempre suelo preguntar cómo se ha sentido la persona. Esther me dio la clave, había vuelto a ser niña, a estar en el cuerpo y en el momento presente. Se trata justamente de eso, de encontrar el cisne que hay en ti. Mariposas amarillas, al igual que la oruga estuvo arrastrándose, se puso el traje de seda y tuvo la larga espera hasta sentir sus alas; os invito a que probéis las alas de cisne que seguramente os harán conocer nuevos y altos vuelos.

Beneficios del Ballet

Beneficios físicos

  • Promueve el control y conciencia del cuerpo
  • Otorga una postura elegante
  • Mejora la flexibilidad de ligamentos y articulaciones
  • Fortalece la musculatura
  • Desarrolla la coordinación motriz
  • Entrega agilidad en los movimientos
  • Mejora la circulación y trabajo respiratorio
  • Promueve un desarrollo saludable
  • Desarrolla el ritmo
  • Fortalece memorias visuales y corporales
  • Favorece el drenaje de líquidos y toxinas, eliminación de grasas
  • Mejora el equilibrio
  • Aumenta la resistencia física
  • Disminuye el riesgo de osteoporosis

Beneficios psicológicos

  • Descubre los potenciales físicos y artísticos
  • Estimula la confianza en sí mismo
  • Entrega comprensión y conciencia de trabajo en grupo
  • Es un buen método de superar la timidez y entablar relaciones
  • Permite desinhibirse y liberar tensiones
  • Enseña el valor de la disciplina
  • Ayuda a ser organizados y disciplinados
  • Desarrolla la concentración
  • Ayuda a expresar las emociones
  • Aumenta la creatividad.

Artículo publicado por 

para este website

Autora

Clara Benítez Caballero

Licenciada en Ballet Clásico por el Conservatorio Superior de Danza de Málaga. Especializada en Coreografía y Técnicas de Interpretación de la Danza.  Realizó cursos de perfeccionamiento en la escuela de Víctor Ullate de Madrid.

Su carrera artística empezó a los ocho años y terminó a los veinte. Al final de sus estudios oficiales de ballet tuvo la suerte de recibir cuatro años de yoga. Esta disciplina le ayudó a sentir el cuerpo, le enseñó el valor de la humildad y la tolerancia con las emociones. Empezó en los colegios, aprendío a trabajar en contextos sociales humildes con experiencias preciosas. 

En el ámbito del deporte, trabajó como profesora de ballet en dos equipos de Gimnasia Rítmica. 

Luego llegó la oportunidad de formar un grupo de iniciación al ballet como adultos, donde nació este camino del ballet como terapia. EL grupo tenía gente de distintas edades y diferentes ritmos. Allí nació una metodología respetuosa que hacía posible una clase de ballet diferente.  Pero lo que de verdad le dio un verdadero empuje a este proyecto, fue su experiencia de voluntaria. Tuvo la suerte de colaborar con AFITEN y APEDECA, asociaciones de personas con fibromialgia y problemas de salud mental, respectivamente.  Ese momento fue un verdadero punto de inflexión para derivar su camino hacia un ballet inclusivo, un ballet sin fronteras. Por eso decidió poner su formación académica y sus conocimientos al servicio de la salud de los demás. Actualmente ha completado su formación en los ámbitos de agente de igualdad de género y ocio inclusivo para acercar el ballet de forma integral y centrándose en la salud femenina por ser socia colaboradora de la delegación ADAEC Canarias (Asociación de afectadas de Endometriosis ) y fomentar el emponderamiento de la mujer y la autoestima a través del movimiento.

Comentarios

RelatedPost